MADRID, 15/07/2021.- El rey Felipe saluda al presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, a su llegada al acto de homenaje de estado a las víctimas de la pandemia de la covid-19 y de reconocimiento al personal sanitario, este jueves en la Plaza la Armería del Palacio Real en Madrid. EFE/Ballesteros/ POOL

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, que asistió esta  mañana al homenaje de Estado a las víctimas del coronavirus y de reconocimiento al personal sanitario que se celebró en la Plaza de la Armería del Palacio Real, en Madrid, señaló que el Gobierno canario se convertirá esta tarde en la primera Comunidad autónoma en recurrir ante el Tribunal Supremo un auto que rechaza la posibilidad de implantar el toque de queda.

El jefe del Ejecutivo avanzó que previsiblemente los datos de contagios de hoy superarán los 600 positivos, “un dato probablemente peor que el de ayer –y el de ayer era el registro más alto que hemos tenido desde el comienzo de la pandemia- y también mayores ingresos hospitalarios. En el hospital de La Candelaria, en un solo día, se produjo un aumento en las hospitalizaciones de un 26 por ciento en 24 horas”, subrayó.

Ángel Víctor Torres recordó que esta tarde presidirá el Consejo de Gobierno de Canarias donde analizarán el auto del Tribunal Superior de Justicia de Canarias que ha rechazado establecer el toque de queda nocturno para frenar los contagios, como solicitó el Ejecutivo regional, y que fue avalado por el Ministerio fiscal. “Ya he hablado con varios miembros del Consejo de Gobierno y la voluntad, y creo que así va a materializarse finalmente, es que Canarias va a presentar recurso al Tribunal Supremo con respecto al toque de queda”, añadió.

Sobre la decisión del Tribunal Constitucional de declarar inconstitucional el confinamiento, el presidente destacó que ha sido una decisión “que ha llevado consigo un amplio debate interno, pues ha salido con 6 votos frente a 5, lo que demuestra que no estamos ante un criterio unánime de los miembros del Tribunal”. “Del mismo modo que respeto la decisión, tengo que decir que no la comparto, porque había que tomar decisiones inmediatas, porque el estado de alarma se trasladó posteriormente al Parlamento español y la primera de las prórrogas, por ejemplo, la aprobación fue prácticamente unánime. El Gobierno de España hizo lo que tenía que hacer”, concluyó.